20 escoltas en carros blindados movieron plata de Odebrecht para la reelección de Juan Manuel Santos


La Fiscalía colombiana tiene un testimonio que pone al expresidente Juan Manuel Santos de vuelta al ojo el huracán por el caso de Odebrecht, es del empresario Andrés Sanmiguel Castaño, socio de Esteban Moreno, quien como era el presunto enlace de Santos con la corrupta multinacional brasileña.

En su testimonio, revelado por W Radio, Sanmiguel cuenta que uno de los pagos de Odebrecht a la campaña reeleccionista de Juan Manuel Santos en 2014 se hizo a través de su firma Gistic Logistic Soluciones Integrales, la cual fue beneficiaria de un contrato de la Ruta del Sol II -obra de infraestructura en cuyo consorcio participaba Odebrecht-, y que él personalmente le entregó 1.500 millones de pesos (466.000) en efectivo a Esteban Moreno el cual le dijo que esa plata se usaría para la segunda vuelta presidencial.

Cuenta el testigo que su relación con Moreno comenzó por intermedio de David Portilla, a quien había cedido su empresa Gistic Logistic después de que esta atravesara por una mala situación económica. Portilla era socio de Moreno en otros negocios de infraestructura y fue quien llamó a Sanmiguel para comentarle de un contrato de mantenimiento de una vía, que terminaría siendo de la Ruta del Sol II.

Este contrato tenía un monto total de 4.017 millones de pesos y era para hacer en tres meses rehabilitación y mejoramiento de pavimento, pero de acuerdo al testigo nunca se ejecutó porque todas las firmas que lo avalaban eran «chimbas» (falsas). De su monto total, dice Sanmiguel, Portilla habría recibido unos 180 millones de pesos por transferencia y Esteban Moreno unos 3.800 millones de pesos en efectivo.

Este sería uno de los contratos encontrados por el difunto controler de la Ruta del Sol II, Jorge Enrique Pizano, quien murió envenenado por cianuro en extrañas circunstancias después de revelar que a través de contratación fraudulenta se sacaban dineros de la concesión de la cual hacía parte Odebrecht para presuntamente pagar coimas.

En junio de 2014, seis meses después del primer encuentro con Moreno, Sanmiguel cuenta que Portilla lo llamó para decirle que a su cuenta consignarían un dinero y que había que retirarlo inmediatamente por lo que le pedía contactar a la gerente de Bancolombia, conocida de Sanmiguel, para que le colaborara en el retiro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *